jueves, marzo 23, 2006

Stela Maris

Cada onda que la quilla rompe, es un suspiro liberado. Nuestro barco deja una estela, evidente y breve…
Veo al capitán en el puente, a través de los ventanales. En una penumbra fluorescente, escruta las cartas con unos ojos infinitos. Los compases bailan entre sus dedos descifrando las rutas seguras y antiguas.
¿Se navegar?
¿Cuáles son mis caminos?
¿Dónde están los planisferios con los que sueño?
Arrebataré algún recuerdo de mi exilio, a las nostalgias que se extienden entre cuentos y afectos, hogueras y noches azules.
Si este cielo me defrauda, guardaré un silencio nuevo; porque la melancolía gotea en el eje de mi consciencia. El ritmo de ese destilar, está mas allá del tiempo.



4 Comments:

Blogger Angel said...

... me dejas sin palabras...

11:23 a. m.  
Blogger Altair said...

Pues que putada¡ porque tus palabras son muy celebradas¡
Feliz primavera¡

11:36 a. m.  
Blogger Angel said...

Coñe Altair es que decir que lo que has escrito es muy bueno o magnifico o precioso se me queda corto. Lo siento ;)

11:41 a. m.  
Anonymous yomi said...

Miau

he leido por ahí que tb te gustan los gatos

A mi me gustan tus historias, la forma de contarlas, y por supuesto tus canciones

procuraré mantener el barco libre de ratas

11:59 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home